Inicio Destacado La crisis económica obliga a McLaren a reducir por tercera vez la...

La crisis económica obliga a McLaren a reducir por tercera vez la producción del Elva

309

McLaren tuvo que posponer o cambiar varios de sus planes por la crisis global. La compañía británica decidió disminuir, una vez más, la producción de su deportivo Elva, un vehículo con un precio de USD 1,7 millones.

La firma de Woking está consciente que la crisis económica global puede mermar sus aspiraciones de vender el McLaren Elva y por ello ha reducido gradualmente su producción. En un principio, tenía previsto fabricar 400 unidades; en abril anunció que se producirían 249. Finalmente, decidió reducir el número a 149. De esta forma, el Elva es el segundo modelo más exclusivo de la marca, solo por detrás del McLaren Speedtail.

Parecería una jugada arriesgada comercializar un vehículo a un costo tan elevado, pero McLaren tiene todo bajo control, gracias a una inyección de recursos de Baharain Bank. Esto les permite seguir con sus planes, pero no con el número de unidades previstas inicialmente.

McLaren difundió un comunicado en el que informó que el recorte de producción se debe al poco stock de piezas y espacios de producción en su línea que ha regresado a la actividad hace poco tiempo. En realidad, la marca dejó abierta la posibilidad de reducir más las unidades del Elva. “Por ahora no se construirán más de 149 Elva”, explicó el fabricante.

La firma todavía no informó sobre cuántos vehículos ya fueron reservados y para llamar la atención de nuevos clients, instaló un nuevo software llamado McLaren Advaced Visualizer (MAV), un motor gráfico similar al de los videojuegos que le permitirá a los usuarios tener una visión 3D detallada del vehículo. En ella, se mostrarán diversas combinaciones de colores interiores y exteriores, además de cualquier personalización específica.

Este biplaza cuenta con un motor V8 biturbo de 4.0 litros que desarrolla 815 HP, con un caja de cambios automática de siete velocidades, con tracción trasera. Estos componentes le permiten alcanzar los 100 km/h en menos de 3 segundos, y los 200 km/h en 6,7.