Inicio Deporte Motor SsangYong Korando DKR: un monstruo de 450 CV para el Dakar

SsangYong Korando DKR: un monstruo de 450 CV para el Dakar

83

La firma coreana acaba de presentar el nuevo mounstro con el objetivo de asaltar las dunas del próximo Dakar 2020: se llama SsangYong Korando DKR, tiene 450 CV y unas cuantas razones de peso (además de su tara de 1.700 kg, claro) para convencer a cualquiera de que este año, más que nunca, cruzar la línea de meta en cabeza de su categoría no es ningún disparate.

Han pasado ya varios años desde que SsangYong decidiera, en España, comenzar su andadura en el universo de la competición más dura y salvaje: la de los raids. Estas citas siempre se han caracterizado por su extrema dureza y, como ya te habrás imaginado, el Dakar en el que tomará la salida el mismísimo Fernando Alonso es el referente a nivel mundial en cuanto al reto que supone adentrarse en esta noble disciplina. ¿Recuerdas las espectaculares bestias que en 2018 y 2019 llevaron las siluetas del Tívoli y el Rexton a la meta de la cita en terreno sudamericano? Prepárate para alucinar: su nueva criatura toma prestados los rasgos más llamativos del Korando 2020 (prueba) y los elevan a la enésima potencia. 

SsangYong Korando DKR: 450 CV de músculo y gasolina

La bestia de los coreanos para tomar la salida en la cita más dura del mundo toma la imagen del SsangYong Korando para darle forma a una carrocería que, a su vez, recubre un chasis multitubular de cromo-molibdeno que ahora es más ligero, más resistente y que ofrece un centro de gravedad más bajo para poder así hacer más manejables los 1.700 kg que pesa el conjunto. ¿Te parece demasiado peso? No te preocupes, porque se ha pensado en todo: para propulsar a la criatura se ha elegido un bloque V8 con nada menos que 6,2 litros capaz de entregar 450 CV y 550 Nm de par máximo con el objetivo de permitir a sus pilotos rodar a una punta de 195 km/h. 

Además de contar con un chasis tremendamente bueno y una mecánica a la altura, todos y cada uno de los aspectos que intervienen en carrera han sido pensados al máximo con el objetivo de contener el peso, mejorar su reparto y facilitar las labores de reparación entre etapas… y durante las mismas. A su vez, también se ha cuidado mucho el hacerles las cosas más fáciles a Óscar Fuertes y Diego Vallejo durante las maratonianas jornadas de las que estará compuesta la cita (con más de 12.000 kilómetros a recorrer en 12 días), como su posición más elevada para mejorar la visibilidad, la instalación de gatos hidráulicos más potentes y rápidos, la colocación de las ruedas de repuesto bajo el habitáculo para dejarlas más a mano ante un pinchazo en medio de la nada, etc. 

El mejor SUV jamás creado por SsangYong para un Dakar distinto… y fiel a su original

Aunque la prueba inaugurada en 1978 no recorrerá en esta ocasión territorio africano como sí hizo en sus orígenes, lo cierto es que su emplazamiento en Arabia Saudí tiene como objetivo fundamental el recuperar las condiciones primigenias que auparon esta competición a la cúspide internacional de las carreras de artefactos con cuatro ruedas (hoy en día sólo por detrás de la Fórmula 1 en cuanto a difusión mundial). Según nos han podido contar los miembros del equipo que tomará la salida con el SsangYong Korando DKR, la idea es aumentar la velocidad media en carrera y tratar de hacerla más interesante para todos añadiendo, además, una ventaja comentada por el propio Fuertes: «al tratarse de una cita nueva, todos vamos a ciegas y las cosas estarán mucho más igualadas». 

¿El objetivo de SsangYong? Afianzar la imagen del que en este momento es su modelo estrella y que, además, acaba de aterrizar en el mercado con el objetivo de plantarle cara a rivales de la talla del Mitsubishi Eclipse Cross, el Peugeot 3008 o el Kia Sportage. El modelo de calle ya ha demostrado que tiene argumentos de sobra para conseguirlo. Y el de carreras tiene una pinta impresionante. Ahora sólo queda esperar al 5 de enero para descubrirlo.

Fuente: www.autobild.es