Volkswagen presentó las primeras imágenes de su nuevo SUV T-Roc Concept

Volkswagen Alemania ha dado a conocer las primeras imágenes oficiales de su nuevo SUV, se trata del T-Roc Concept, parte de la nueva generación de autos de medianas dimensiones del fabricante ...

Audi registra el nombre RS Q8 en la oficina de Propiedad Intelectual de la UE

2017 parece el año del 8 en Audi: recientemente desvelaron la nueva generación del A8, su vehículo de representación a nivel de turismos que llegará con una ingente cantidad de tecnología,...

El Subaru WRX STI Type RA NBR Special para el crono en 6'57"5 en 'Nürburgring'

Ni la lluvia ha conseguido frenar al Subaru WRX STI Type RA NRB Special. Esta versión desarrollada por el preparador británico Prodrive sigue cosechando éxitos y récords a su paso. Si el añ...

Porsche cierra la temporada del WEC con la despedida de Marck Webber

Por segundo año consecutivo Porsche ganó todo en el Campeonato Mundial de Resistencia de la FIA (WEC): la victoria en las 24 Horas de Le Mans, el título en el Campeonato Mundial de Constructores (logrado Shanghái la primera semana de noviembre) y, este fin de semana, en la prueba final de Bahréin, de nuevo el triunfo en el Campeonato Mundial de Pilotos. 

En la última de las nueve fechas del WEC 2016, Timo Bernhard (Alemania), Brendon Hartley (Nueva Zelanda) y Mark Webber (Australia) terminaron terceros, después de haber salido desde el segundo puesto de la parrilla con su Porsche 919 Hybrid. Los nuevos campeones del mundo, Romain Dumas (Francia), Neel Jani (Suiza) y Marc Lieb (Alemania), sólo pudieron acabar sextos, tras un contacto con otro auto al principio de la prueba. El doblete conseguido por Audi en Bahréin fue una impresionante manera de despedirse del WEC.

La carrera de seis horas comenzó a las 16:00, hora local del pasado sábado, con temperaturas ambiente cercanas a los 30 grados centígrados. Una vez que se puso el sol a las 16:45 horas la temperatura bajó a los 24 grados.

 

Declaraciones después de la carrera:

Fritz Enzinger, Vicepresidente del Proyecto LMP1: “La carrera de hoy (sábado) ha demostrado qué es lo que caracteriza al Equipo Porsche. Es capaz de manejar una prueba difícil bajo gran presión. Sólo puedo decir gracias a los seis pilotos, a cada miembro del equipo y a los integrantes del Consejo Direcctivo de Porsche, que han apoyado este programa desde el principio. Hoy (sábado), en la pista, también han mostrado personalmente su apoyo absoluto al proyecto. Felicitaciones para Audi por su muy merecida victoria y gracias por haber sido unos grandes contrincantes; los echaremos de menos”.

Andreas Seidl, Director del Equipo: “Ganadores de Le Mans, del Campeonato de Constructores y del de Pilotos; por segundo año consecutivo hemos logrado todos nuestros objetivos. Es una inmensa alegría para todo el Equipo Porsche. Felicito a nuestros tres campeones del mundo Marc, Neel y Romain, así como a todo el equipo del auto número 2. Este vehículo ha sido el único de todos los LMP1 que no estuvo ni un solo segundo en los boxes con problemas técnicos durante toda la temporada 2016. Ahora estamos pensando en las celebraciones. Y, después de una pequeña pausa para descansar, comenzaremos de lleno con los preparativos para 2017”.

Pilotos del Porsche 919 Hybrid número 1:

Timo Bernhard (35 años, Alemania): “Mi salida no fue demasiado mala. Neel vino por dentro y, por supuesto, le dejé espacio para adelantar. Teníamos la misma velocidad y ninguno era lo suficientemente rápido para alcanzar al Audi que iba en punta, pero batimos claramente al Toyota. Para nosotros era muy importante ceder el auto a Mark al final y permitirle hacer las últimas vueltas, y queríamos estar juntos en el podio por última vez. Ha sido un día muy emocional, demasiado para expresarlo en palabras”.

Brendon Hartley (27 años, Nueva Zelanda): “En mi primer relevo después de Timo y Mark pude conducir en unas condiciones bastante limpias. Tuve a Kazuki Nakajima detrás de mí y esto fue un poco difícil de manejar con el tráfico, pero salió bien. Respecto al Audi, esperábamos estar más cerca cuando bajara la temperatura, pero no sucedió así. Ellos se merecieron la victoria en su última carrera. Y para Mark y para nosotros también funcionó todo, pues pudimos estar en el podio en su despedida. Hicimos todo lo posible y es realmente muy triste ver que se marcha”.

Mark Webber (40 años, Australia): “Fui el segundo y el último piloto en subir al auto hoy (sábado) y estoy muy contento con ambos relevos. A principio de la carrera tuve una estupenda pequeña pelea con el Toyota número 5. Pude adelantarle y traté de distanciarme de él, pero no tenía el suficiente ritmo para pelear con el Audi. Luego, en el último relevo, fue muy emocionante cuando me puse el casco por última vez. He disfrutado de este relevo final y he tenido la posibilidad de llevar el auto hasta la bandera de cuadros en el tercer puesto, que era lo máximo que podíamos conseguir hoy (sábado). Para mí han sido tres años increíbles con Porsche, junto a Timo, a Brendon y a todo el equipo. Nada es para siempre, me despido en un buen momento y estoy deseando ver a todos de nuevo pronto”.

Pilotos del Porsche 919 Hybrid número 2:

Romain Dumas (38 años, Francia): “Para nosotros el podio se esfumó después de una hora de carrera. Tras el contacto de Neel con otro auto nuestro 919 empezó a comportarse extraño. Teníamos un poco de sobreviraje en todas partes. Pero, debido a la situación del campeonato, no teníamos que apretar. Para nosotros era importante acabar la carrera de manera fiable y evitar cualquier error. Me alivia que todo haya salido bien”.

Neel Jani (32 años, Suiza): “Tuvimos un comienzo de carrera prometedor. También tuve un duro trabajo, porque frecuentemente me encontré con tráfico en los peores sitios, pero la estrategia y el primer pit stop estuvieron muy bien. Luego, cuando estaba en mi vuelta de regreso, un GT me golpeó y causó daños en un neumático trasero y en la carrocería. Después de la reparación el auto nunca más anduvo bien y no tuvimos oportunidad de recortar la gran ventaja que nos sacaban los de adelante. Todo lo que podíamos hacer era confiar que el Toyota número 6 no ganara y asegurarnos de no tomar ningún riesgo en la pista”.

Marc Lieb (36 años, Alemania): “Para mí todo fue bastante tranquilo y sólo me preocupé de llevar el auto por la pista. Desde el golpe de Neel cuando estaba en su relevo al principio de la carrera, el volante del coche nunca más fue recto. Al final nuestro 919 no estaba en la mejor forma, pero lo hicimos funcionar y conseguimos el objetivo”.